ben orospuyum



Home » Dicen por aí » Sahumerios o Inciensos

 

De donde viene ese agradable aroma que percibimos cuando entramos a un templo, iglesia, casa o uno que otro establecimiento comercial?

Desde el principio de la civilización, hay testimonios del uso de los sahumerios para venerar a los dioses. El humo del sahumerio se eleva hasta lo mas alto, lugar donde están los dioses.

Encontramos referencias al incienso en el Antiguo Egipto, en las diferentes culturas de la Antigüedad, tanto en el Lejano Oriente, como en la India, en el Medio Oriente y en la América precolombina, en Europa y prácticamente en la mayor parte del mundo.

Los hebreos lo empleaban para perfumar el hogar y purificaciones de mujeres y como obsequio propio de reyes, recordemos que cuando los tres sabios fueron al pesebre según cuenta la historia de la Navidad llevaban, oro, incienso y mirra.

Los musulmanes lo emplean también en las bodas y funerales y en otros eventos de su vida, los chinos y japoneses lo han usado siempre así como en otros pueblos y culturas por su fragancia y la facultad que se le atribuye de ser relajante e inductor de armonía y paz y acompañar la meditación budista.

Para muchos es también un botiquín para el alma; aseguran el empleo de estos humos para la sanación de diferentes practicas, desde los médicos del imperio musulmán de la edad media, hasta los sanadores orientales, han usado este medio para sus aplicaciones terapéuticas.

El día de hoy, también tenemos ejemplos claros de la utilización de estos sahumerios en las religiones o diferentes creencias.

Que decir del empleo de los sahumerios o inciensos en los rituales mágicos. Muchos conjuros, hechizos y recetas, incluyen la quema de esencias, plantas o aceites para que su humo purifique el lugar o cumpla el deseo.

 

Beneficios del incienso

Ámbar: se considera anti estresante y relajante mental.
Jazmín: estimulante y unificador de cuerpo y mente.
Pachulí: ideal para la meditación, estabilizador.
Pino: refrescante, despeja la mente, ayuda a la concentración.
Eucalipto: anti estresante, refrescante clarifica y aumenta el optimismo.
Violeta: relaja, unifica y estabiliza anímicamente.
Lavanda: refrescante, relajador, induce la paz.
Jazmín: mejora el apetito sexual.
Francincienso: muchos lo usan para atraer el dinero, meditación.
Rosa: atraer el amor, amarse a uno mismo, recuperar amigos.
Jengibre: ayuda a relajar y calmar ansiedades.
Jengibre Rojo: se recomienda para mejorar la situación.
Cedro: Un toque de limpieza, valentía y purificación.
Sándalo: protección, salud.
Mirra: protección, espiritualidad y sensibilidad.
Gardenia: alivia penas de amores, separaciones.
Coco: protección, purificación, ayuda al éxito.
Sangre del Dragón: protección, aumenta la potencia sexual.
Canela: excita los sentidos, atrae el amor, dinero y éxito.

Quien no ha encendido un incienso alguna vez en su vida ?

Artículos Relacionados:




Leave a Reply